sábado, 7 de diciembre de 2019

Reseña: Buenas Hermanas - Costa Alcalá

FICHA TÉCNICA

Título: Buenas hermanas
Autora: Costa Alcalá
Editorial: laGalera
Saga/Autoconclusivo: ¿¿¿Bilogía????
Género: Distopía, Novela
Precio: 18'50€
Páginas: 528



            
    

  
 SINOPSIS

¿Qué pasaría si las hermanas March, las queridas protagonistas del clásico Mujercitas, hubieran nacido en una sociedad totalitaria?
En la ciudad ideal de Concordia todos son Buenos Ciudadanos. Hacen su vida y su día a día es plácido y sin sobresaltos, al menos, mientras obedezcan las normas y al gobierno que les vigila en todo momento.

Entre los Buenos Ciudadanos de Concordia, la familia March es una de las más respetadas y las hijas de la familia son todo lo que se espera de ellas: talentosas, dóciles, buenas hermanas y buenas ciudadanas, pero todo esto cambiará en cuanto comiencen a ver las fisuras del sistema, en cuanto comiencen a preguntarse si ese mundo en el que viven es tan ideal como parece.

OPINIÓN PERSONAL 

Agradezco a la editorial laGalera por el envío del ejemplar 

Lo primero a destacar es que este libro es un retelling de Mujercitas, un clásico que tengo muy pendiente y espero leer a principio del próximo año. Aún así, teniendo en cuenta que no lo he leído, podría llegar a afirmar que este es uno de los mejores retelling que he leído. Pero realmente, no tendría importancia, porque como libro, dejando atrás cualquier similitud con Mujercitas, es una auténtica maravilla. Yo, que llevo queriendo leer La Segunda Revolución desde que salió y he ido posponiéndolo, me he encontrado con lo último que me faltaba para aumentar mis ganas: la pluma de los autores. 

He disfrutado muchísimo de la lectura; tanto por la pluma tan sumamente cuidada como por lo bien hilada que está la historia y, como a pesar de mantenerse en la línea del clásico (o esa es mi humilde percepción), introduce poco a poco una distopía que me ha mantenido alerta constantemente. 

La sociedad que plasman los autores en esta historia es muy original, donde todos los habitantes de Concordia tienen asumido que todo el mundo tiene que ser feliz, algo que no es fácil de conseguir, pues hay varias clases y, para poder considerarse pleno, se ha de seguir una vida recta, con un respeto máximo hacia las normas del ministerio. Viven rodeados de cámaras, obligados a repetir día a día las mismas rutinas, aislados, encerrados en una ciudad que los limita y no les deja ser ellos mismos. 

Yo he llegado a relacionarlo con una secta, porque llegaba a un punto en el que la sociedad me espantaba. De ahí nació el enganche que poco a poco fue saliendo a relucir, porque admitiéndolo, el principio es muy lineal e introductorio. Aunque no por ello menos importante. Sin duda lo que nos muestran al principio de la historia es imprescindible, ya que conocemos poco a poco a cada una de las hermanas, creando ciertos vínculos con los personajes que de no ser por como los describen los autores, probablemente sería mucho más complicado de conseguir. 

Lo que más refleja el libro, desde mi punto de vista, es una guerra interior dentro de ciertos personajes, aunque visto de otra manera, también me atrevería a afirmar que la guerra traspasa ciertas barreras y se convierte en una guerra exterior. Límites, falta de libertad, rutina hasta la saciedad, buenas formas, buenas caras y sonrisas impuestas. Una felicidad irreal, incompleta. Falta algo y, ese algo, es la gran incógnita de esta novela. Nos cuenta una grandísima historia sobre una distopía social que puede dar incluso escalofríos. 

Tengo que contaros que al llegar al final ocurrió algo dentro de mi que no podía ni explicar. Exploté. No concebía un final como ese, necesitaba más y más. Es por eso por lo que yo juro y perjuro que ha de haber una continuación. Es imprescindible para que yo pueda asimilar esta historia al completo, ya que sin esa continuación, los autores nos estarían prometiendo una grandísima historia que se quedaría a medias. La historia promete más, MUCHO MÁS. Yo visualizo una segunda parte en la que los personajes le dan la vuelta a todo, me sorprendan e incluso consigan que me muerda las uñas hasta llegar a hacer de mis dedos muñones. Necesito REVOLUCIÓN, que es lo que yo creo que esconde esta gran historia. 

Me llevo un personaje conmigo, con el cual espero reencontrarme pronto. Jo, mi querida y rebelde Josephine March, que me ha transmitido tantísimo con esa rebeldía llena de inocencia, pero a su vez llena de fuerza, repleta de una revolución interna que puede cambiar muchas cosas. Su perspicacia, sus ganas de saber más, hacen de ella un personaje auténtico, único. 




En definitiva, Buenas hermanas es de los mejores retelling que podréis leer. Es una historia fantástica, donde os encontraréis con unos personajes únicos, cuya evolución es increíble, está repleta de diferentes sentimientos, diferentes momentos especiales por los que tendrán que pasar, misterios que desencadenarán que cada una de las hermanas March, pero también, cada uno de los habitantes de Concordia, se cuestionen todas sus vidas. La historia promete tantísimo, está tan llena de ilusiones y sueños por vivir, encierra tal revolución y ansias de vivir en libertad, que para mí ha sido imposible no disfrutar de la historia tan fascinante que ofrecen Costa Alcalá. 



 Puntuación: 5/5




1 comentario: